viernes, 12 de octubre de 2007

Doris Lessing


Ayer le concedieron el Premio Nobel de literatura a Doris Lessing, incansable defensora de los derechos de la mujer. Hace tiempo leí un libro suyo, Las abuelas, creo recordar que constaba de cuatro relatos y el libro tomaba el título del primero.
En lo que supuestamente iba a ser un diario de mis lecturas, apunté una frase que me pareció impresionante: " Yo era uno de ellos y al mismo tiempo permanecía sentado en la hierba, soportando con las manos el peso de mi decrepitud".

Enhorabuena Doris.

4 comentarios:

Diego Fernández Magdaleno dijo...

Todo un acierto.
Un beso,
Diego

manuel dijo...

Tiene una mirada que inspira paz

nerea dijo...

Hola.

No lo he leído pero tiene buena pinta. Lo leere y te contare que me ha parecido... en cuanto me tranquilice en el tema laboral (mes de mucho jaleo)

Besicos! (¿Que os han dicho del coche)

Noemí Pastor dijo...

Me encantan las ancianitas peleonas. Se merecen todos los premios.